El cineasta zapoteco gana beca de Netflix y Ambulante

Ernesto -Noba- Celuloide Latino

Entrevista con el cineasta Ernesto “Noba” Regalado Morales

Por Abraham Bote
@AbrahamBote04

El cineasta oaxaqueño de origen zapoteco, Ernesto “Noba” Regalado Morales, es uno de los mexicanos beneficiados con el fondo “Miradas” que promueve Ambulante en alianza con Netflix. Con el recurso, el cineasta podrá dar un primer impulso a la filmación de su documental “Ser Muxe”, el cual retratará la historia del joven zapoteca Elvis Guerra, un poeta originario de Juchitán, Oaxaca. 

El personaje rompe con los esquemas de creencia acerca de cómo deben ser las y los muxes, y al mismo tiempo reivindica su esencia contando historias de amor, desamor y discriminación a través de un acto de protesta: sus poemas.  

El fondo con el cual se apoyará a esta historia nace con la intención de ayudar a más de 80 producciones de realizadores afectados por la pandemia del covid-19, con lo cual se beneficiará a cerca de 500 personas. Estos equipos de producción representan alrededor de 30 grupos indígenas y afrodescendientes, entre los que están el zapoteco serrano, totonaco, mixteco, náhuatl y purépecha. Casi el 75 % de ellos se encuentran en el territorio que hoy conocemos como México, y el resto en Belice, Guatemala, Honduras, El Salvador y Nicaragua.  

El documentalista recalcó que no existe una forma específica de ser gay, trans o muxe; hay mucha diversidad y multiculturalidad, ya que somos seres distintos. A partir de esta premisa es que en su trabajo audiovisual busca reflejar la vida del poeta, quien rompe con esquemas y creencias. 

Al mismo tiempo, el cineasta subrayó que se trata de una reivindicación a través de sus historias de amor, desamor y discriminación. El documental narrará varios fragmentos de sus poemarios, mostrando igual la parte de los prejuicios, discriminación, abusos, violencia ejercida —incluso por sus mismos familiares y amigos—.  “A través de los poemas de Elvis Guerra se hará un documental poético”; subrayó  

Juchitán ¿paraíso de la comunidad muxe? 

Muchas personas creen que Juchitán es un paraíso para la comunidad muxe, pero esto no es tan así, indicó. Y es justo esta una de las líneas que también se buscarán mostrar en la producción. 

Ernesto recientemente también fue ganador de la Beca Jenkins-Del Toro 2020, con la cual podrá estudiar cine en cualquier parte del mundo; todo esto es reflejo de que no se mantiene quieto, busca los espacios para poder generar recursos y así plasmar sus ideas en pantalla. “Uno busca esto. Hemos estado tocando puertas y afortunadamente están aprobando algunos proyectos, esto quiere decir que he intentado y seguido generando propuestas de cine”, expresó.   

Miradas apoyará a cineastas emergentes, a media carrera, y a aquellos con una amplia trayectoria. Los géneros serán diversos: documental, ficción, animación, experimental, entre otros. Se trata de proyectos que se encuentran en etapas de rodaje o postproducción, y entre los criterios de elegibilidad estaban que sus creadores fueran de de pueblos originarios o afrodescendientes y tener un compromiso con procesos de fortalecimiento comunitario. 

Beca de Guillermo del Toro  

Ernesto no creía las palabras que provenían del otro lado del teléfono, las cuales le informaban que había sido el acreedor de la Beca Jenkins-Del Toro 2020. Incluso aún no lo asimila del todo, sin embargo, ser beneficiario de este apoyo reafirmó su pensamiento: el cine es el camino que debe seguir.   

Aunque todavía no sabe en dónde aplicar, una de sus primeras opciones es la Escuela Internacional de Cine y Televisión de Cuba, pero piensa seguir explorando otras opciones.   

Para el artista, el cine, principalmente el género documental en el que se ha especializado, es una vía de dar voz a las problemáticas sociales y exponer las luchas de las comunidades a través de sus mismos ojos, su lengua y su corazón.   

“Esta beca viene a darme esta oportunidad de poder especializarme más en el cine en todas sus vertientes para que mi panorama sea más amplio…reafirma que es el camino que debo seguir”, resaltó. 

La Beca Jenkins – Del Toro nace gracias a los recursos que aportan la Fundación Mary Street Jenkins, la organización del Patronato del Festival Internacional de Cine en Guadalajara, A. C., la Universidad de Guadalajara y la Fundación Universidad de Guadalajara A. C., y la voluntad y el apoyo de Guillermo del Toro, con el propósito de fomentar el desarrollo del arte cinematográfico mexicano e impulsar a esta industria como un punto de desarrollo cultural, artístico, social y económico en nuestra nación   

Ernesto “Noba” Regalado Morales, joven de 31 años quien se encuentra estudiando el sexto semestre de la carrera Expresión Artística, platicó que, aunque los resultados de la beca se dieron a conocer el 29 de diciembre, a él le avisaron el día 30, pero no había leído que fue el ganador, de hecho, ni se acordaba que había aplicado. “Al principio creí que era una broma, pero ya después analicé lo que me estaban diciendo y las referencias que me dieron…dije creo que sí es cierto”; comentó.   

La beca consiste en apoyo económico y/o en especie para realizar estudios de licenciatura o maestría en el extranjero por un máximo al equivalente de 60 000 dólares. Se contempla la matrícula desde el inicio hasta el final del programa de estudio, sea licenciatura o maestría, gastos para la estancia (el costo de la vivienda en renta durante el tiempo que duren los estudios), manutención, vuelos y otras cosas.   

Todavía no ha tenido un acercamiento directo con el reconocido cineasta mexicano Guillermo Del Toro, promotor de la beca, pero dijo que ya ha compartido la noticia y replicado los agradecimientos recibidos en redes sociales. “Es el único acercamiento que he tenido, pero al menos ya sabe cuál es mi cuenta”, contó entre risas.   

Desde los 15 años ha estado en la búsqueda constante de su propio lenguaje: se ha adentrado en diversas disciplinas, desde break dance, grafiti, literatura, fotografía, cerámica, pero en el cine ha hallado una mejor forma de expresarse. Entre esta búsqueda se encontró con la beca, de la cual fue ganador gracias a su primer acercamiento con el cine documental: su corto Nendok entre Lagunas, producido por la plataforma Ambulante Más Allá, en el cual retrata las adversidades de una familia de la comunidad San Mateo del Mar, de Oaxaca, para pescar en una laguna que escasea más y más, así como los conflictos de los pobladores con las empresas eólicas.    

Para el cineasta, la importancia que tiene el documental hoy en día es que está retratando las historias de las comunidades desde el corazón y ojos de sus habitantes, y su lengua original, lo que le da una mirada diferente. En su experiencia, trata de que la cámara no se sienta invasiva entre las personas, si no que sea un testigo más, un personaje más, lo que se hizo evidente en Nendok.   

“El fin de contar esta historia es generar un cambio social o un diálogo a raíz de lo que se está contando”, compartió.    

Aquí pueden ver su documental: